Institución Universitaria Aprobada según Resolución 1495 del Ministerio de Educación Nacional, reformada según Resolución 5607 de Julio 12 de 2011 Código ante el ICFES 2741 – NIT. 809.008.799-7 | Traductor
| Traductor |

OSCAR DARÍO PALACIOS ACOSTA

OSCAR DARÍO PALACIOS ACOSTA



En el domingo de ramos en el que los católicos conmemoramos el inicio de la Semana Santa: semana de la pasión, muerte y resurrección del Señor Jesucristo, en nuestra universidad FUNDES recibimos con mucho dolor y sorpresa la noticia de la temprana partida de Oscar Darío Palacios Acosta, profesor de inglés y pedagogía quien llegó a nuestras tierras tolimenses lleno de los sueños y optimismo propios de su juventud, deseoso por consolidar su proyecto personal y profesional, logró contagiarnos de su entusiasmo y alegría.

Nariñense de origen y formación, con una amplia visión del mundo, nos acompañó desde el 2015 y nos dejó grandes enseñanzas y recuerdos por las vivencias compartidas. Su prematura muerte nos asombra, pero también hasta en eso nos deja la enseñanza de estar siempre preparados. El profesor Oscar Darío fue un profesional a toda prueba, dedicado con su corazón a la tarea de educar desde y para la vida, y para una mejor vida. Fue una persona inquieta, culta, respetuosa y cercana, de gran trayectoria académica en nuestras aulas.

También se distinguió por su amor y entusiasmo en el conocimiento y preservación de las raíces culturales, de las expresiones artísticas como herramienta de transformación y crecimiento.

Ha sido un colega y un profesor admirado y respetado por todos, en su juventud se esforzó por mostrar ejemplaridad con sus responsabilidades y exigencia académica, su amor por la naturaleza y el folclor lo matizaba en sus enseñanzas, que le valió el reconocimiento por sus proyectos integradores en la pedagogía.

Nos resulta difícil en estos momentos entender que su presencia física no estará ya más con nosotros, ni siquiera de modo virtual. No es fácil entender el paso de la PASCUA hacia la vida mejor cuando las personas dejan este mundo. Pero no es tan difícil que podamos atesorar ese legado que toda su persona ha dejado en nuestra institución y en nuestras vidas: sus ejemplos de vida y enseñanzas. Esa es la tarea de la madurez de la vida: encarnar las actitudes y valores de todos los buenos modelos que han tocado nuestra historia para bien.

Así pues, la mejor manera de no dejar caer en el olvido a las personas es que a diario compartamos y ejercitemos lo que hemos aprendido, haciendo publicas sus vivencias, gozando las anécdotas de las experiencias compartidas, transmitiendo sus enseñanzas. Nadie merece ser olvidado, los buenos ejemplos viven en el corazón de quienes quedamos.

El amor a Dios debe ser nuestra mayor virtud y fortaleza, oramos todos para que Oscar Darío encuentre la paz definitiva en este retorno a la casa del Padre Dios. Oramos por toda su familia para que estos momentos tan difíciles sean ocasión de afianzamiento en este mismo amor a Dios.

Brille para él la luz perpetua. ¡Descanse en paz!

Gracias Profesor, lo vamos a extrañar.

OSCAR DARIO PALACIOS ACOSTA

02 marzo 1982 - 28 marzo 2021

Clic aquí para ver más fotos